Le echamos un vistazo a la saga “Robocop”

El pasado mes de Febrero se estrenó en todo el mundo “Robocop”, remake del clásico de ciencia ficción del 87.

A mí, que soy un poco pejillero y me gusta comparar, me dio por hacer para Pandora Magazine una comparativa entre la maestría de Paul Verhoeven y el trabajo de Padhila que podéis leer en este enlace.

Imagecartel del remake

Claro, ya puestos me puse a analizar la saga entera, pero en las películas restantes el nivel bajó y eso sin hablar de las series de televisión que …bueno léelo por ti mismo aquí.

 

En definitiva, son cuatro las películas que componen la saga y voy a poner valoración.

Robocop (1987) de Paul Verhoeven, 8.

Robocop 2 (1990) de Irvin Kershner, 5

Robocop 3 (1993) de Fred Dekker, 4

Robocop (2014) de José Padilha, 5.

 

El monstruo y su Dios. Weller y Verhoeven

El monstruo y su Dios. Weller y Verhoeven

 

 

Con esto queda claro  que, primero, lo de la originalidad en los títulos en Hollywood brilla por su ausencia, y segundo, que si tienes a un genio haciendo lo que se sale de sus santos cojones lo más probable es que lo que venga después será peor … Y eso sin contar con lo que vi en TV, que creo que debería ir a sesiones de terapia tras hacer el intento de tragarmelo.

 

Esa es mi visión, a través de Pandora Magazine de la saga “Robocop” y si no te ha gustado, francamente querid@, eso no me importa.

Anuncios

La niña gorda de Ohio

Cuando la gente lee en mis cortos lo de “La niña gorda de Ohio” sueltan una sonrisa tonta pensando que es una más de mis estrambóticas tonterías, pero para mí tiene un sentido que va más allá de la simple afición al cine.

Cuando Francis Ford Coppola rodó “Apocalypse Now” se encontró que ninguna experiencia previa le había preparado para enfrentarse a aquella película, porque cada nuevo proyecto es un nuevo desafío y más si es un sueño propio. Años más tarde declararía en el documental “El corazón de las tinieblas” que el futuro estaría … bueno, en este enlace se dice todo

Para mí, que no tengo apoyos ni ayudas de ningún tipo, cualquier cortometraje es un desafío, no te digo ya un largo, que puede ser algo imposible en mi situación, así que, como la niña gorda de Ohio de Coppola, espero hacer no ya una obra maestra, sino algo que valga la pena.

 

Juan Pablo Pérez-Padial

Juan Pablo Pérez-Padial